SUSCRIBASE

Esteban Mateus Williamson estuvo a punto ser administrador de empresas. A los 19 años se fue a París a estudiar actuación y a su regreso hizo dos semestres de Antropología en la Universidad de los Andes, pero cuando se fijó en el pensum de Arte, su vida dio un giro increíble. Hoy Esteban, mejor Esteman, como lo conocen sus fans, se alista para lanzar su segundo disco Caótica Belleza, tiene más de 79 mil seguidores en Facebook y ha sido pionero en una hermandad que ha cambiado las lógicas de la industria musical en Colombia.


Escrito por: Yulieth Mora


 

 

Esteban llega en bicicleta al lugar de la entrevista. No tiene nada que ver con el prototipo de un artista musical. Su sencillez lo ha llevado más lejos, él lo sabe, y la gente que lo rodea también. Su paso por la Universidad de los Andes empieza desde que estaba en el vientre de su madre, Ángela Williamson, diseñadora gráfica y artista, quien hizo su segunda carrera cuando estaba embarazada de Esteban. Años después él habría de recorrer el mismo campus con sus propios pies.

*

Se graduó de Arte en la Universidad de los Andes y cuando lo hizo ya todos lo conocían como Esteman. Durante su carrera había firmado sus trabajos bajo aquel seudónimo tan particular, su alter ego: “Esteman es un concepto que creé con múltiples personalidades. Muchos manes en uno. Un man artístico, un man teatral, un man músico, y todo eso para desafiar un poco el pop. Un antihéroe del pop”, explica Esteban.

Su carrera empezó en el 2009 y El 1er Acto, como se llamó su primer disco, se lanzó solo hasta el 2012. Desafió la industria musical con sus letras, sus videos de bajo presupuesto y sus canciones junto a la cantante de Aterciopelados, Andrea Echeverri, la mexicana Carla Morrison y sus amigos del alma Juan Pablo Vega, Mauricio Rengifo y Catalina García, vocalista de Monsieur Periné. Desafió la industria junto a su segunda familia, la Esteband.

“Somos una hermandad. Para mí fue clave encontrar hermanos en el camino, y fue como darle una cachetada a la industria porque no es una competencia. Esa hermandad nos ha llevado mucho más allá, a más países, a compartir fans y sobre todo a crecer como músicos”, explica Esteman.

 

Pero tal vez cuando habla de hermandad saca de allí a Nicolás Mateus, su hermano de sangre, al que le lleva a penas tres años, porque sabe que Nicolás es mucho más que eso. Esteban dice muy orgulloso que se trata de su hermanager: “Es como mi otra mitad, mi mano derecha, mi polo a tierra. Es el serio y el que me regaña. Escribimos la mitad de las canciones del disco entre los dos”, cuenta Esteban.

*

Esteman administra sus redes sociales. Es él mismo quien les cuenta a los fans sobre sus próximas giras y sus nuevas canciones. “Las redes sociales no son solamente nuevos medios. Tienen la particularidad de romper fronteras. Puedes tener un contacto directo. Al principio me impresionaba cómo lo que estaba haciendo le llegaba a gente de Filipinas, Polonia o Australia. La peor fórmula es seguir la fórmula, y así lo hicimos”, afirma Esteman, que sabe romper fórmulas y logró poner a hablar al país de su video sin ayuda de ninguna disquera.

Tomó prestadas las luces de la Facultad de Artes de la Universidad, cortó las telas para el vestuario de sus amigos y grabó con ellos el vídeo de la canción No te metas a mi Facebook, que lo dio a conocer. Le dijo que no a la disquera que le propuso grabar la canción en cinco idiomas y les dijo claro: “Ustedes no me están entendiendo como artista”. No paró hasta encontrar un lugar donde lo comprendieran como artista y en 2010 lanzó el vídeo de su canción El distractor en el Auditorio de Uniandinos, la Asociación de Egresados de la Universidad de los Andes.

*

La música de Esteman ha llegado más lejos de lo que él mismo logra imaginar. Su canción Se nos perdió es parte del tráiler de la película colombiana Gente de bien y grabó el vídeo clip y la canción oficial de Mr. Trance, producción elegida como mejor serie infantil/juvenil en los más recientes Premios India Catalina de la televisión colombiana.

Ahora Caótica belleza es su más reciente producción. El nombre del disco se lo da la canción que hace junto Natalia LaFourcade, una mujer que ha escuchado desde siempre y a quien Esteman solo conoció hasta hace dos años, mientras la mexicana daba su gira por Colombia. Días después del encuentro ella lo invitó a cantar en su concierto y desde allí son amigos.

“La canción con Natalia es como un himno que habla de la identidad latinoamericana, que invita a no querer ser otra cosa. Porque Colombia es justo eso: un lugar caótico y al tiempo bello. Detrás en los coros están las voces de Juanita Carvajal, mi bajista, Catalina García, Paula Arenas, Pedrina y Rio, Juan Pablo Vega y Vicente García, un montón de gente”, dice Esteman.

 

El lanzamiento de su disco está listo. El primer sencillo, Como vez primera, ya está en la red, su vídeo fue grabado en Cerro Azul a dos horas de Lima, en Perú, eso sí con mucho más presupuesto. Después del lanzamiento en Colombia hará una gira por México y seguramente su disco Caótica Belleza lo lleve tan lejos como vez primera.

Otros articulos de esta edición

El fútbol, durante época mundialista, no solo es un movimiento deportivo sino también social y económico.

Edición 41 | 552 visitas

Conoce la historia de varios de los capítulos y grupos en Uniandinos relacionados con el deporte.

Edición 41 | 686 visitas
Artículos relacionados

El fútbol, durante época mundialista, no solo es un movimiento deportivo sino también social y económico.

Edición 41 | 552 visitas

Conoce la historia de varios de los capítulos y grupos en Uniandinos relacionados con el deporte.

Edición 41 | 686 visitas