SUSCRIBASE


Escrito por: Germán García Durán


Un día cualquiera, en la hermosa y funcional Sede Nacional de Uniandinos, los afiliados y sus invitados se encuentran con una serie de actividades en desarrollo o programadas, todas de gran interés, entre las cuales es difícil escoger a cuál asistir. Pueden estar programados, a la misma hora, un concierto de piano y violín, la inauguración de una retrospectiva del pintor Juan Antonio Roda, una conferencia sobre los orígenes del universo, una lectura de poemas de Pablo Neruda, un simposio sobre Ingeniería Sísmica y un taller sobre técnicas de optimización, para citar solo unos ejemplos.

 

Un “happy problem”, podría decirse, pero es la realidad. Siempre en Uniandinos existe una programación diversa, profunda, de gran impacto local, nacional o internacional y de interés específico o transversal. Simultáneamente, en nuestras regionales Suroccidente y Norte pueden estar programados eventos también de gran trascendencia.

 

La circunstancia de tener siempre muchas cosas importantes ocurriendo en Uniandinos se debe a la actividad incansable, seria e inquieta de nuestros Capítulos, que son el corazón de nuestra institución y la mantienen siempre activa, abordando o discutiendo temas fundamentales para nuestro país y el mundo, en prácticamente todos los campos de la cultura y el saber. Este accionar de los Capítulos ha convertido a Uniandinos en un gran centro cultural y de pensamiento, único en el país.

 

Los Capítulos Profesionales de Uniandinos empezaron a configurarse de manera informal en 1981 por iniciativa del ingeniero Antonio Suárez, en esa época director del Departamento de Ingeniería Mecánica de la Universidad de los Andes, quien convocó una reunión de egresados de dicho departamento, la cual determinó la conveniencia de la creación del Capítulo de Ingenieros Mecánicos (Cimandes), adscrito a la Asociación de Egresados, conocida en ese entonces como Aexandes, hoy Uniandinos. Al año siguiente, por iniciativa del director del Departamento de Ingeniería Industrial, el ingeniero Miguel Moreno, se sumó a este proceso el Capítulo de Ingenieros Industriales (Inandes) y así sucesivamente se fueron sumando otros capítulos, siendo ellos formalizados por la asamblea de nuestra institución realizada en 1982.

 

La idea era que nuestra Asociación, compuesta por egresados de la Universidad de los Andes, tuviera espacios de participación que fueran contraparte y complemento de las facultades académicas con que cuenta la universidad. El éxito obtenido llevó a que en poco tiempo se sumaran a los Capítulos Profesionales los Capítulos Regionales, los de Afinidad y los Grupos de Interés, espacios de participación que mantienen intensa actividad diaria en Uniandinos.

 

Cabe anotar que la Porra Taurina, hoy uno de los capítulos de afinidad, fue creada desde la década de los sesenta por uniandinos aficionados a la fiesta brava.

 

En general, los Capítulos y Grupos realizan actividades de índole académica, cultural, deportiva, lúdica, recreativa, etc., y generan proyectos en conjunto con las distintas facultades y departamentos de la Universidad de los Andes, fortaleciendo los nexos existentes entre la universidad y la Asociación de egresados, en particular a partir de la alianza suscrita entre las dos instituciones en el 2012. Pero tal vez su función más importante es la integración de los afiliados y su conexión con el mundo exterior a la Asociación y a la universidad.

 

El cuadro anexo muestra los Capítulos y Grupos existentes de manera formal a la fecha, según su carácter regional, profesional, de afinidad o simplemente de grupo. Sin embargo, se debe tener en cuenta que otros Capítulos y Grupos pueden estar constituyéndose en estos momentos en cualquiera de las anteriores categorías. Por otro lado, se encuentran activos Grupos que aún no se consideran formales, como los de Lecturas Compartidas y egresados del programa de ingeniería con formación básica en Colombia y terminación de la carrera en Estados Unidos, que operó hasta 1965 (Grupo 3-2).

 

El proceso en curso de Reforma de Estatutos de Uniandinos, que ha operado en dos comités, uno amplio que ya rindió su informe, creado por la asamblea de la Asociación, y uno creado por la Junta Directiva Nacional, ha considerado fundamental el tema de Capítulos y Grupos y lo ha hecho parte de sus deliberaciones, estando en consideración propuestas como estas:

 

  • Denominar a los Capítulos Regionales simplemente como “Regionales”, ya que estas pueden en sí mismas contar con Capítulos Profesionales, de Afinidad y Grupos de Interés.

 

  • Crear Capítulos Geográficos que agruparán a afiliados residentes en regiones del país distintas a Bogotá que no cumplan con los requisitos para ser incorporados como Regionales.

 

  • Crear el Capítulo Internacional, de carácter virtual, para agrupar a los afiliados residentes en el exterior. También se ha considerado la creación de Capítulos Geográficos Internacionales para casos específicos como los de Londres, Canadá y Nueva York, donde residen grupos significativos de afiliados.

 

Con estas reformas, o incluso sin ellas, los Capítulos y Grupos de Uniandinos seguirán siendo el gran motor y corazón de nuestra institución, y su razón de ser más importante es constituir el principal nexo con nuestra alma máter y ser el medio de integración más efectivo de la comunidad uniandina y de contacto con la comunidad externa, tanto a Uniandinos como a la Universidad de los Andes. De esta manera, nos sentimos mejor preparados para continuar asumiendo los retos del presente siglo y los que se presenten en un futuro más lejano, contribuyendo así a consolidar a la Asociación de Egresados como la mayor y mejor de Colombia y una de las mejores estructuradas del mundo.

 

capitulos-y-grupos-de-interes

gallery

Otros articulos de esta edición

La de Uniandinos en la costa Caribe, es ciertamente una historia que merece ser contada antes de que se diluya en el tiempo.

Edición 43 | 31 visitas
Artículos relacionados

La de Uniandinos en la costa Caribe, es ciertamente una historia que merece ser contada antes de que se diluya en el tiempo.

Edición 43 | 31 visitas